Administracion de fincas blog

Una forma distinta de administrar

Ascensores como Quirófanos

on 10 marzo, 2014

Ascensores QuirofanosEs discreto, silencioso, funcional, trabajador y muy eficiente. El higienizador de ascensores a base de ozono inventado por Exeinnova, una empresa creada por cuatro emprendedores cartageneros y ubicada en el Centro Europeo de Empresas e Innovación (CEEIC) de Cabezo Beaza, no es un ambientador ni un robot limpiador al uso sino un aparato de apenas 40 centímetros cuadrados que es capaz de acabar con las bacterias y los virus más potentes que se conocen.

Se llama EIPO 3 y es un revolucionario sistema de autolimpieza diseñado y comercializado por Exeinnova, una empresa surgida este mismo año y que busca abrirse mercado en el mundo de los ascensores. El secreto de este aparato es el ozono, un gas de color azul, totalmente inofensivo para las personas, que neutraliza los malos olores y acaba con cualquier germen.

«Nos dimos cuenta de que los usuarios de los ascensores debemos soportar muy a menudo fuertes olores que surgen de humedades del foso, o lo peor de todo, de otros usuarios. Además, en un lugar tan pequeño como ése, en el que debemos estar en ocasiones en contacto con otras personas, estamos expuestos a posibles contagios de diferentes bacterias», cuenta uno de los fundadores de la empresa, Miguel Ángel Pastor.

El aparato se instala por fuera del ascensor y dentro de él solo queda el conducto de salida del ozono, casi imperceptible y totalmente silencioso. Lo más importante es que el consumo eléctrico del aparato es muy reducido. El ingeniero responsable de buena parte de su diseño, Federico Sánchez, asegura que no llega a los 3 vatios al día.

Inodoro y eficaz

«El usuario no percibirá un olor raro, solo un ambiente higiénico y suave», cuenta Sánchez. Este gas es uno de los higienizadores de origen natural más efectivos del mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Está diseñado para que nunca supere los límites establecidos por esa organización. Así limpia pero sin afectar a quienes lo utilizan.

La unidad de depuración consiste en una centralita integrada por un generador de ozono de reducido tamaño. Además posee un circuito con un microprocesador que analiza las condiciones de la cabina gracias a una serie de sensores que consiguen que el sistema de depuración solo funcione en las horas de mayor uso por parte de los vecinos del inmueble.

En la actualidad, el ozono se ha convertido en uno de los sistemas para purificar el aire y el agua más efectivos y naturales que existen. Para llegar a desarrollarlos, los cuatro emprendedores que forman Exeinnova han ocupado tres años de su vida. Nació el doble de grande y con un espray purificador de escasa utilidad. «Al poco tiempo nos dimos cuenta de que no serviría, porque habría que cambiar el pulverizador cada mes. Ahora, el generador de ozono que lleva incorporado tiene una durabilidad de seis o siete años», asegura José Carlos Calderón, otro de los socios fundadores.

Aparatos similares son utilizados para higienizar los quirófanos de los hospitales (su uso es obligatorio) y hasta para tratar más de 250 enfermedades, entre ellas problemas vasculares o reumas. En algunos países, su coste es asumido por la seguridad social. El sistema va dirigido para las empresas instaladoras y de mantenimiento de ascensores.

Fuente: Laverdad.es

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


1 + 5 =